España vive una situación difícil. No invento la rueda cuando digo que nuestro país está pasando por un momento duro en el que el público (o sea, nosotros) debe lidiar con problemas que nos hacen partícipes de muchos dramas. Por eso, este año, cuando se estrenó “8 apellidos vascos”, no me extrañó su enorme éxito: la gente esta cansada de los dramas que ellos mismos protagonizan en sus vidas, y por ello la gente asistió en masa a ver una película nacional (que habla, precisamente, de las diferencias entre nuestras propias comunidades) en clave de comedia con tal de pasar una hora y media distraída y divertida, ajena de los problemas que tenemos al salir del cine. Cine de evasión, como quien dice. Digo esto, porque “Dos a la carta“, de Robert Bellsolá, es una comedia española cuya pretensión es la misma: evadir al espectador a través de un relato amable y divertido. Que tenga el mismo éxito que la otra producción es algo que ya se verá, pero sus intenciones no se alejan mucho del otro film nacional.

Oskar (Adriá Collado) es un broker de ciudad que acaba de cerrar un negocio con un grupo de matones rumanos. Un día, su negocio quiebra, dejando unas deudas millonarias a este grupo mafioso, por lo que intentará por todos los medios posibles, huir de la mejor manera. Y que mejor ocasión que aprovechar la herencia de su padre, un restaurante y caserón en medio del campo, por el que puede venderlo al mejor postor por un módico precio, “gracias” en parte, a los consejos de su elitista mujer (Carolina Bang). ¿Cuál es el problema? Que no es el único heredero de la propiedad…al parecer Oskar tiene un hermano, Dani (Andoni Agirregomezkorta), un hombre torpe aunque de buen corazón, que también se incluye en el testamento para heredar el restaurante. De intereses distintos, ambos tendrán que tomar una decisión…o vender la casa, o mantener el negocio a flote.

No nos engañemos, “Dos a la carta” es una película que no inventa la rueda…sus personajes e historia invocan a las comedias de toda la vida, donde todo tiene un desarrollo que esperamos que ocurra…y ocurre. Pero ¿ eso quiere decir que sea algo negativo? No, pues el film, no te engaña. Desde sus primeros minutos, nos presentan una comedia repleta de humor que, podrá funcionar dependiendo del gusto del espectador, pero que consigue que su visionado resulte de lo mas distraído. No hubo momento donde mirara el reloj, y es cierto que consigue que su ritmo no decaiga en ni un solo instante gracias al “buen rollo” que transmiten sus creadores, que no se complican la vida a la hora de desarrollar el film, pero que gracias a su frescura, consiguen que su visionado sea amable y no molesto.

Esto es debido a un trabajo interpretativo que es lo mas destacado de la función, pues consiguen que sus personajes sean, a fin de cuentas, entrañables : Adria Collado funciona perfectamente como ese broker cuya vida cambia de la noche a la mañana y posee alguna escena de comedia que resuelve bastante bien; el caso de Andoni Agirregomezkorta es especial, pues lo que en un principio resulta algo histriónico e incluso cargante, consigue un cambio patente en muchas escenas del film, donde nos damos cuenta del talento de este actor (especialmente en sus escenas mas dramáticas, donde sorprende positivamente); Carolina Bang está estupenda, y en mi opinión, ofrece su mejor interpretación por lo divertida que resulta y porque se nota que se lo está pasando de maravilla con semejante personaje (estrambótico donde los haya) ; y Melani Olivares está simpatiquísima, con un rol muy bien jugado al representar a una mujer fuerte pocas veces retratado en el cine (su escena piropeando a Oskar desde un camión es desternillante). El resto de secundarios cumple bastante bien, donde cuenta con la colaboración de Sergi López (cuya desventaja es que está doblado por otro actor…y se nota bastante).

“Dos a la carta” es así un film sencillo, amable, fresco y divertido que no engaña al espectador. Consigue que su visionado resulte de lo más ameno y, aunque es cierto que de original e innovador tiene mas bien poco, la fórmula funciona.¿Pudo estar mejor? Pues claro que sí pero, ¿qué película no?

Nota El Blog de Cine Español: 5,5.

Manu Monteagudo

RedaccionCríticasAdriá Collado,Carolina Bang,crítica,Dos a la carta,Melanie Olivares
España vive una situación difícil. No invento la rueda cuando digo que nuestro país está pasando por un momento duro en el que el público (o sea, nosotros) debe lidiar con problemas que nos hacen partícipes de muchos dramas. Por eso, este año, cuando se estrenó '8 apellidos vascos',...