Pese a tratarse de un acuerdo prácticamente cerrado desde hace semanas y a que el equipo de localizaciones de la serie de HBO Juego de Tronos lleva meses estudiando escenarios de Andalucía para albergar el rodaje de la quinta temporada, nuevas voces apuntan a una posible “espantada” tras la reforma fiscal de Cristóbal Montoro, que convierte a España en un destino de nulo atractivo para los rodajes internacionales.

Recordemos que esta reforma fiscal y las nuevas deducciones para el sector audiovisual ofrece una desgravación del 15% a las productoras extranjeras por rodaje internacional sin ser coproducción, un porcentaje irrisorio en comparación a otros países como nuestros vecinos europeos.

“”El 15% es poco, somos poco competitivos. En Francia, sin ir más lejos, ofrecen un 30%. Además, han puesto un límite máximo de producciones de 10 millones, con lo que dejaríamos fuera a las grandes superproducciones. También la cifra máxima de apoyo es de 2,5 millones de euros, que nos parece corta. Y queremos que la norma recoja claramente que estas mejoras afectan claramente a las series de ficción. Estamos hablando de que España se está jugando el rodaje de Juego de Tronos, la serie más importante de la historia de la televisión”, ha lamentado en una entrevista al ElDiario.es Carlos Rosado, presidente del organismo Spain Film Commission y quien se ha encargado de las negociaciones desde hace semanas.

Aún así, Rosado mantiene un tono de optimismo hacia el acuerdo final con la serie, para el que suenan Sevilla, Córdoba y Granada como localizaciones favoritas:  “hemos trasladado al equipo de la serie todos los datos que nos han pedido, las conversaciones no se han parado, al contrario, han ido avanzando”.

Según Rosado, esta reforma también tendría aspectos positivos pese a sus limitaciones. “Nosotros negociamos con el ministro que se creara una línea específica para fomentar los rodajes extranjeros. Hasta ahora íbamos a competir a pelo. Y en este caso, el ministro ha reconocido que este es un hecho que hay que contemplar. Hemos pasado de 0 al 15% de desgravación. Era incompresible que no existiese esa figura hasta ahora. Así que, en ese sentido, estoy satisfecho”.

Aún así, lamenta las muchas limitaciones de esta reforma. “Estoy insatisfecho porque me parece que la cuantía es corta y que las limitaciones que han puesto no son positivas”, añade.

En resumen. Se podría echar por tierra unos beneficios estimados para Andalucía similares a los 98 millones de euros que ha supuesto para Irlanda del Norte el rodaje de la serie, además de la creación de 900 puestos de trabajo fijos y unos 5.000 eventuales. “Lo invertido tiene retorno. Pregunte el impato de Juego de Tronos en Irlanda. Estamos hablando de empleo”, añade Rosado.

La decisión final se sabrá en los próximos días, pero Rosado ofrece un comentario final bastante desalentador: “el 80% de rodajes extranjeros que entran en contacto con nuestra oficina desisten por no encontrar apoyos ni incentivos”.

Óscar TANoticiasRodajesCristobal Montoro,Juego de Tronos
Pese a tratarse de un acuerdo prácticamente cerrado desde hace semanas y a que el equipo de localizaciones de la serie de HBO Juego de Tronos lleva meses estudiando escenarios de Andalucía para albergar el rodaje de la quinta temporada, nuevas voces apuntan a una posible 'espantada' tras la...