10748961_10205134388220710_420100858_n

Imagina a un tipo normal. Uno como cualquiera de vosotros, en paro, hastiado; que decide sublevarse y tomarse la justicia por sus manos.

Ahora imagina a un tipo normal. Uno como cualquiera de vosotros, seguidores de este Blog, en paro; que decide invertir todo su patrimonio en rodar una peli.

Esta es la historia de un realizador zaragozano que amaba el cine a toda costa. La locura de Ignacio Estaregui le llevó a invertir el dinero de su indemnización por despido, así como el premio (10.000 euros) conseguido en el concurso televisivo Atrapa un millón, para llevar a cabo esta oportuna fábula enmarcada en el actual contexto político/social.
De la crisis surge “Justi&Cia”. Alejada del paradigma de subvenciones y totalmente autofinanciada, esta road movie protagonizada por Hovik Keuchkerian y Álex Angulo se estrena hoy en los cines. Un periplo tan increíble como la de los dos superhéroes sociales de esta historia.

Además, Justi&Cia supone el merecido último gran papel de uno de los secundarios míticos del cine español: Álex Angulo. Hemos hablado con Ignacio Estaregui, a escasas horas de su estreno en cines.

– Ignacio, ¿cómo llevas los nervios?

Hoy me he levantado sintiendo que lo difícil ya se ha conseguido: estrenar. Todo lo que llegue ahora; si gusta la peli, podemos recaudar para recuperar aunque sea lo que debemos…pues mejor. De momento, esto es una victoria.

– ¿Llegaste a imaginar este momento hace un año y medio, cuando te despidieron de tu trabajo?

No. Hubiera firmado con sangre el estar en este momento, estrenando con 37 copias. Uno de los logros es haber hecho una peli pequeña, fuera del sistema, y haber acabado dentro de él.

– ¿Buscaste algún tipo de ayuda en grupos audiovisuales, etc?

No. Pensé en ir a Madrid/Barcelona con el proyecto bajo el brazo, pero sabía que iba a ser imposible conseguir algo. Incluso hubiera entendido la lógica desconfianza ante un tío que no se sabe de dónde ha salido ni ha hecho nada. Entonces, fue cuando decidimos no encomendarnos a nadie y hacerlo todo por nuestra cuenta.
Esto tiene como punto positivo el haber podido hacer las cosas como hemos querido; y como punto negativo, buscar la pasta debajo de las piedras, visitar montones de empresas y pequeños inversores con los que te encontrabas una gran desconfianza ante la temática de la película. He tenido que asumir roles que no imaginaba, desde productor a asesor financiero. Hasta he hecho las invitaciones, jajaja, ¡una aventura!

– Echando un vistazo a los magníficos datos de taquilla este año, da la sensación de que si no estás apoyado por un grupo de televisión, mueres.

Lo de las tvs aquí es un sistema lo más parecido a los grandes estudios americanos. Es un dinero privado que se encargan de recuperarlo, y a mí no me parece del todo mal. Creo que es parte de la solución para lograr buenas pelis que a la vez gusten al gran público. Mediaset como televisión es una cosa, pero su cine suele ser muy bueno: ponen su pasta y la quieren recuperar.
Algo que se ha vivido muchas veces debido al círculo vicioso de las subvenciones -tú ya sabes cómo funciona este tema-, es el tema de las películas que llegan a la cartelera ya amortizadas; todo el mundo ya ha cobrado, pero la gente ni sabe que existen. Es algo que también ha hecho daño.
Me alegra que el público español se haya reencontrado con el “cine español”.

– Además, el no ser una “peli de despacho” tendrá sus beneficios. Por ejemplo, comentabas antes que esa independencia te ha dado total libertad creativa.

Totalmente. Aunque siempre siendo conscientes de las limitaciones de estar condicionado a un presupuesto pequeño. En las escenas de exteriores te ves como en Vietnam. No puedes hacer todo lo que realmente desearías, porque no llegas. No dispones ni de la logística ni departamento de producción.
También te queda la sensación de que no se puede hacer más con tan poco y de que me gustaría saber hasta dónde puedo llegar con más medios. A veces siento que me he vaciado.

– Crisis, sanidad pública, corrupción… La película no podía ser más oportuna.

Sí. Lo realmente triste es que hace año y medio, al iniciar la peli, teníamos cierta urgencia por ser los primeros en contar lo que estaba pasando. Lo que no imaginábamos es que durante todo este tiempo nos íbamos a seguir levantando cada mañana con la misma mierda -que esa es la verdadera violencia que vivimos, la de sentir cómo nos están robando-. La peli pretende ser un granito de arena para denunciar lo que está pasando y a dar un punto de esperanza a que podemos mejorar las cosas.

– ¿Crees que podría surgir la figura de un justiciero real ante el grado de crispación en la gente?

Quiero pensar que existen pelis mucho más subversivas que esta, La naranja mecánica o V de Vendetta, que se quedan en la pura ficción, al igual que Justi&Cia. Sí es cierto que se plantea esa pregunta, y la respuesta es: “¡qué mal debemos estar, si creemos que esto puede llegar a pasar!”.

– Entonces, la frase publicitaria “Tú lo has pensado. Él lo ha hecho”, podría estar perfectamente dentro de la mentalidad del espectador.

Creo que es uno de los subtemas. En el caso de Justino, es alguien que ya está en el límite. Cuando te dan hostias hasta el punto de que ya no te pueden dar más y no tienes nada que perder; ese día alguien puede estallar como hace él. Esto es aplicable a todas las facetas.
En todos los viajes, incluido el mío propio al hacer la peli, ocurre eso. Sueñas con hacer algo hasta que llega el día que das el paso y dices: “lo voy a hacer”.

– Justi&Cia ha recibido buenos comentarios, ¿qué estrategia comercial y de distribución vais a seguir?

Este es un proyecto levantado desde Zaragoza. Casi todo el equipo es de aquí. La ciudad creo que se va a volcar muchísimo y esperamos que eso nos ayude en recaudación. Con la ayuda de la productora -Splendor Fimls- esperamos movernos como los antiguos cómicos, de plaza en plaza, y poder hablar con la gente tras las proyecciones. Hacer algo especial.

– Entonces, Zaragoza lo estará viviendo a tope.

¡Sí! Y tenemos la suerte de que la TV Autonómica de Aragón se ha involucrado a última hora ya que el resultado final les ha gustado bastante.

– ¿Cómo entró Álex Angulo en el proyecto? ¿Qué puedes añadir sobre su persona a los muchos elogios que ha recibido?

Contactamos con él y le enviamos una propuesta de guión y económica -queremos pensar que somos pobres pero humildes-. Al día siguiente contestó, y aceptó. Quiero pensar que le gustó la historia, pero también es un profesional que tiene que comer y que en los últimos tiempos le habría gustado estar más activo en pelis de gran presupuesto. Su personaje es el de alguien que se va quedando atrás socialmente.
La experiencia fue increíble. Cuando te lo juegas todo y alguien de su talento te coje de la mano hasta el final es algo que no hay palabras para describir.

– Verdaderamente, parece que el personaje esté hecho para él. No sé si pensaste en él durante la escritura.

Me gusta decir que Tom Selleck iba a ser Indiana Jones, pero no hay mejor Indiana Jones que el que final fue (Harrison Ford). Es el mismo caso. No concibo a otros protagonistas que a Hovik Keuchkerian y Álex Angulo. El milagro de esta película es una química increíble y milagrosa. He cometido muchos errores en esta peli, pero el máximo acierto ha sido en estos dos actores.
Es cierto que todo actor deja una peli póstuma, y me alegro de que el personaje de Álex sea el de una buena persona.

– Justi&Cia ha sido muy buen recibida en Tudela. ¿Piensas en las aspiraciones de la película en los grandes premios -quizá dirección revelación en los Goyas-?

En Tudela ganamos el premio del Público Joven. Los chavales no se encomiendan a nada; les gusta o no les gusta. Cuando sentí que la peli gustaba, me quedé muy tranquilo. Tengo la sensación de que deja un buen poso y eso me da mucha paz.
En cuanto a premios, me gustaría que se reconociera el trabajo de Hovik y Álex. Va a ser difícil hacernos ver, pero ellos lo merecen. Es brutal lo que han hecho, ¡es que son ellos!

– ¿Cuáles son tus películas favoritas del cine español?

Me quedaría con Muerte de un ciclistaAtraco a las 3El crack.

-¿Qué se va a encontrar la gente que vaya a ver hoy Justi&Cia?

Aunque estos personajes abanderan una bandera colectiva contra la corrupción, los dos llevan una motivación personal muy potente y un viaje en esa furgoneta muy humano. Es una historia fraternal en el que se crea una conexión muy emocionante entre los protagonistas, y ese poso de ternura creo que puede llegar a la gente.
También es cierto que si en esa cerveza tras el cine hay un debate sobre lo que está pasando, sería algo muy bonito para mí.

– Espero que la peli funcione.

Gracias. Te digo sinceramente que enhorabuena por vuestro Blog. Me encanta vuestro eslogan de “No lo encontré. Lo creé” y os leo cada mañana desde siempre. Leo vuestro seguimiento a pequeñas pelis y eso se agradece mucho, porque nadie lo hace. También sigo mucho el tema de las cifras…

– Es mejor no obsesionarse con ello.

No, por supuesto. ¡Si el hostión está asegurado! Jajajaja.

FACEBOOK DE “JUSTI&CIA”

Óscar TAEntrevistasEstrenosÁlex Angulo,Hovik Keuchkerian,Ignacio Estaregui,Justi&Cia
Imagina a un tipo normal. Uno como cualquiera de vosotros, en paro, hastiado; que decide sublevarse y tomarse la justicia por sus manos. Ahora imagina a un tipo normal. Uno como cualquiera de vosotros, seguidores de este Blog, en paro; que decide invertir todo su patrimonio en rodar una peli. Esta es...