Con tanto viaje no he tenido tiempo todavía de centrarme un poco, en casa, en mi despacho, delante de la mesa de mi ordenador, para contaros uno de los hechos más gratificantes que han derivado de llevar trabajado en...