Me duele que los productores de cine españoles no hayan sido valientes y hayan apostado por realizar películas sobre nuestra crísis económica, social y política, con sus cientos de casos de corrupción, a pesar de que entiendo que deberían...