Mezclar que la chica (Adriana Ugarte) de esta comedia romántica reconozca que se ha metido dos pollas en la boca y que, a continuación, el chico (Hugo Silva) confiese que no puede olvidarla provoca que pierda muchos puntos y que el final sea forzosamente más happy end que casi cualquier comedia romántica USA.

Además, otros puntos negativos de la película “Lo contrario al amor” es que las otras dos relaciones que cuenta el film hacen aguas por todos lados. En primer lugar, la historia de la hermana de la protagonista, famosa que hace tiempo dejó de serlo, con su mánager; y, en segundo lugar, los dos amigos bomberos del protagonista que inician una relación pseudogay, por llamarlo de alguna manera, y se corta de la manera más radical lo que hace pensar que los guionistas no sabían como terminarla.

En cuanto a los actores quien sale mejor parada es Adriana Ugarte porque Hugo Silva hace de Hugo Silva -¿me podéis citar alguna película en donde no haga el personaje de siempre?-. Por otro lado, Guadalupe Lancho patina cada vez que sale en escena haciendo poco creíble su personaje de ex famosa y con problemas con la heroína mientras que Luis Callejo cumple con su papel de mánager, igualmente que Álex Barahona y Rubén Sanz, que lucen torso desnudo para alegría de sus fans adolescentes y no tan adolescentes, aunque su historia podía haber dado mucho más juego.

En fin, la película empieza bien con un ritmo que engancha mientras que en el desarrollo pierde fuerza hasta llegar al desenlace que es totalmente penoso en las tres historias que nos cuenta Vicente Villanueva en “Lo contrario al amor”.

Nota El Blog de Cine Español: 3