Ya conocemos el palmarés de la Seminci donde el cine español se ha ido completamente de vacío, la Espiga de Oro ha sido para la producción canadiense “Genèse (Génesis)”, dirigida por Philippe Lasage, y sólo podemos destacar que en DOC. España, sección dedicada al documental español, el trabajo ganador ha sido “Morir para contar“, de Hernán Zin, que tras veinte años como reportero de guerra que le llevan a una dura depresión decide buscar respuestas en otros periodistas que como él han sufrido traumas, pérdidas y miedos. Esta película es una de las grandes favoritas a estar entre las nominadas al Goya en su categoría junto a “El silencio de los otros”, producido por los hermanos Almodóvar, y “Desenterrando Sad Hill”, dirigido por Guillermo de Oliveira.

Se trata de una producción de Contramedia Films, Televisión Española y Quexito Films, que cuenta con producción ejecutiva de Hernán Zin, Nerea Barros, Eduardo Jiménez y Miguel González. Se estrenará en cines el próximo 22 de noviembre.

¿De qué va?

En 2012, Hernán Zin sufrió un incidente en Afganistán que cambiaría para siempre su vida. Los traumas acumulados durante 20 años de trabajo como reportero de guerra explotaron de repente. Empezaron la depresión, la soledad y las conductas autodestructivas.

En busca de respuestas a lo sucedido, Hernán Zin entrevista a otros periodistas y les pregunta por sus traumas, sus pérdidas, sus miedos y sus familias.

Lo cuentan en primera persona, desde la intimidad de los que han estado allí dando voz a las víctimas, de quienes han visto lo peor de la crueldad humana.

Reporteros secuestrados por el ISIS, heridos en Siria, que han perdido a amigos y compañeros en las guerras de Bosnia, Sierra Leona, Irak o Afganistán.

Un retrato brutal y desgarrador de la guerra.

Ningún espectador de MORIR PARA CONTAR volverá a ver las noticias de la misma manera.

En estos tiempos de noticias falsas, el film muestra el altísimo precio que pagan los reporteros por acceder a información verdadera.