Ayer jueves, Antena 3 logró el mejor share de audiencia de todas las televisiones durante el codiciado prime time al programar la película El Pregón, comedia dirigida por Dani de la Orden y protagonizada por Berto Romero y Andreu Buenafuente. La cinta obtuvo un magnífico dato de un 15,4% de share, por delante de sus máximas competidoras, que también optaron por el cine programando los blockbusters Cenicienta (Telecinco, 14,5% de share, siendo estreno en TV) y Los Juegos del Hambre: Sinsajo (parte 2) (La 1, 6% de share), El Dictador (Cuatro, 5,8% de share) y Dos madres perfectas (La Sexta, 4,8% de share).

En cuanto a espectadores, El Pregón fue vista por 2.244.000, por detrás de Cenicienta, que fue vista por 2.480.000. Esto se debe a que la cinta de Disney comenzó su emisión 40 minutos antes, durante el acces time (periodo de máximo consumo).

El Pregón se estrenó en cines en 2016 logrando una taquilla próxima a los 2 millones de euros. Su éxito en TV forma parte de la estrategia de producción de Atresmedia, basada en un mayor número de producciones de menor ambición que las de Telecinco, pero con vistas a su explotación en televisión. De este modo, hemos visto cómo películas con una trayectoria discreta en cines como Combustión, arrollaron en su salto a la pequeña pantalla.

De cara a analizar la rentabilidad de las producciones de cine de las TV privadas, cabe recordar que tanto los derechos de emisión tanto de una película como el presupuesto medio de un programa para prime time supera el millón de euros, por lo que la jugada sale redonda cuando se trata de una comedia como esta, de modesto presupuesto y que, además, ya obtuvo previamente un decente resultado en cines.