Tras el escándalo de Harvey Weinstein son muchas las voces que han surgido en contra del acoso y famosas y famosos de todo el mundo no han dudado en sacar a la luz sus propios testimonios. Plataformas como Twitter han servido de escaparate para las diversas denuncias con el hashtag “#MeToo”.

La última en dar a conocer su testimonio ha sido la actriz Leticia Dolera a través de un artículo en eldiario.es en el que ha narrado dos episodios de su pasado y ha puesto el foco no solo en el agresor, sino en la complicidad de quienes ven y callan.

Dolera ha contado cómo con 18 años, durante la fiesta de despedida de uno de sus primeros trabajos audiovisuales, el director se sobrepasó con ella ante la pasividad del resto de acompañantes adultos:

“Siento una mano en el pecho, en MI pecho, juraría que en mi teta derecha. Bajo la mirada para ver de dónde ha salido esa mano indecente, es de hombre, tiene pelos en los dedos, sigo el recorrido por el brazo, paso por el codo, el hombro, cuello, oreja, cara y ahí están sus ojos, que me miran sonrientes y libidinosos.

– ¿Qué haces? (Le digo al director).

– Te toco la teta (me contesta).

– No puedes hacer eso.”

La actriz narra con todo detalle el episodio, sin dar el nombre del director: “No puse la denuncia. Hoy la pondría. Y también le tiraría el cubata por encima”.

Dolera cuenta otro episodio diez años después, durante un rodaje en Francia: “El actor y yo nos mantenemos en la marca, durante la espera, el susodicho, con el que no he intercambiado más de tres frases en estos días, baja lentamente su mano por mi brazo, me acaricia la zona lumbar y… sí, me acaricia el culo”.

Óscar TAUncategorizedLeticia Dolera
Tras el escándalo de Harvey Weinstein son muchas las voces que han surgido en contra del acoso y famosas y famosos de todo el mundo no han dudado en sacar a la luz sus propios testimonios. Plataformas como Twitter han servido de escaparate para las diversas denuncias con el...