Cuando descubrí que “Amar“, Ópera Prima de Esteban Crespo, se iba a estrenar en 125 cines (finalmente, según Rentrak, se quedó en 117), me quedé totalmente asombrado puesto que, y mira que casi siempre me quejo que la mayoría de producciones españolas salen con muy pocas copias, estamos ante un largometraje no del gusto del gran público, esto no quiere decir que estemos ante una mala película, todo lo contrario. Además, Avalon se arriesgó tirándose al vacío de salir con tantas copias sin realizar una inversión en promoción equivalente a tal número de copias. El resultado: “Amar” ha logrado el peor estreno del año del cine español para un lanzamiento con más de 100 copias.

“Amar” fue el 18º largometraje más visto del fin de semana con una recaudación de 33.065 euros y 4.492 espectadores en 134 salas, lo que significa que su promedio por copia (117) ha sido de sólo 282 €, el más bajo de todo el Top 20 de la taquilla española.

Desde mi punto de vista, “Amar” tendría que haber contado con un estreno muy limitado, no más de 30 copias, centrándose en cines de grandes capitales y sobre todo de Valencia, donde se rodó íntegramente la película, esperando conseguir un buen boca a boca para ir moviendo copias durante las próximas semanas. En cambio, la mala jugada de Avalon va a provocar que “Amar” pierda más del 70 % de sus copias este próximo viernes. Una pena.

El tráiler: